Menu

La economía de un país la mueven las pequeñas y medianas empresas

Es importante formar recursos humanos en diferentes áreas del conocimiento para que puedan aportar soluciones pertinentes y soluciones innovadoras para minimizar o mitigar los riesgos que se pueden presentar en la sociedad, en las organizaciones y en los diferentes sectores económicos y productivos del país.

En estos momentos de pandemia la colaboración de las comunidades académicas es fundamental para dar paso al trabajo multidisciplinario entre las instituciones universitarias, no solo de México, sino de las naciones del mundo y crear comunidades resilientes, que aporten al desarrollo productivo de su país, señaló Diana Sánchez Partida, investigadora del Decanato de Ingenierías de la UPAEP.

Es importante la formación de equipos multidisciplinarios de investigadores de diferentes áreas del conocimiento que puedan aportar soluciones y conformar una sociedad resiliente a nivel global con todos los sectores sociales y principalmente con los grupos más vulnerables, reiteró, Patricia Cano Olivos, también investigadora del Decanato de Ingenierías de esta casa de estudios.

La vinculación entre las universidades, empresas y gobierno es fundamental para el desarrollo sustentable de un país, porque entre estos tres sectores se pueden generar sinergias que pueden establecer comunidades resilientes en donde se dé el trabajo colaborativo para solucionar problemáticas sociales en el campo de la salud, de la tecnología, economía y educación, entre otros temas por mencionar, enfatizó Enrique Gabriel Baquela, catedrático de la Universidad Tecnológica Nacional de Argentina y profesor visitante en el Decanato de Ingenierías de la UPAEP.

Sánchez Partida refirió que desde los posgrados de ingenierías y de manera particular en el posgrado de Logística y Dirección de la Cadena de Suministro de la UPAEP, desde el 2015 se han generado proyectos de investigación que van enfocados a la solución de problemas que está enfrentado la sociedad en el tema de la salud, en lo humanitario, económico y en lo referente a los riesgos que se pueden presentar en las organizaciones y de cómo se pueden atender para solucionarlos de una manera resiliente.

Patricia Cano destacó que en la mayoría de los países, la gran economía la mueven las pequeñas y medianas empresas, sin olvidar que las grandes empresas también contribuyen de manera significativa en la economía de las naciones, pero, el mayor porcentaje lo generan las Pymes.

Dijo que un punto adverso para las pequeñas y medianas empresas ante la situación que se está viviendo por la presencia del Covid-19, es que se han visto afectadas en su mayoría por el cierre de establecimientos, por el cierre de las pequeñas empresas, debido a esa falta de flexibilidad hacia las nuevas inversiones y a los mismos procesos de funcionamiento, que no se están trabajando de manera efectiva y que han presentado también disrupciones por la situación de salud que se vive en estos momentos.

 

Edición PDF

Publicidad

Tweets recientes